Las fumigaciones con glifosato no acaban con los cultivos ilícitos, sino agravan la crisis social y ambiental.

Las fumigaciones con glifosato no acaban con los cultivos ilícitos, sino agravan la crisis social y ambiental. Por José Deinis Obregón de la Asociación de Consejos Comunitarios de la Costa Nariñense y la Comisión Interétnica de la Verdad del Pacífico.

Related posts

Leave a Comment

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.