¿Hasta cuándo? No más amenazas, no más asesinatos, no más desplazamientos, queremos vivir en paz

Si bien nuestro pueblo indígena Awá siempre ha manifestado y se ha mantenido al margen del conflicto armado que libra Colombia desde hace décadas, los muertos que hemos tenido que enterrar han sido muchos; en los últimos 16 años suman más de 400 hermanos y hermanas Awá asesinados en diversas circunstancias: minas antipersonal, munición sin explotar, masacres, homicidios selectivos, desapariciones forzadas, entre otros hechos que no cesan y que en este último periodo se han intensificado pos-firma de los acuerdos a que llegaron el Gobierno Nacional y las FARC.

Con preocupación vemos como estos diversos actos de violencia se presentan dentro y fuera de los resguardos Indígenas Awá en los municipios de Tumaco y Barbacoas, los cuales han sido denunciados semana a semana denunciados por nuestra organización, en donde exponemos con preocupación, el poco interés por parte del Gobierno Nacional en mejorar las condiciones de vida y seguridad de nuestro pueblo Indígena ancestral.

Durante finales del año 2017 y lo que va corrido del 2018, lideres, consejeros y autoridades asociados a la UNIPA, vienen recibiendo amenazas vía celular, en donde se les manifiesta atentar en contra de sus vidas y la de sus familiares, en caso de no acceder a sus peticiones, al mismo tiempo que vienen sufriendo hostigamientos en lugares cercanos al territorio. Alertamos estos hechos que ponen en peligro a nuestros dirigentes, no queremos que estas coacciones se cumplan y tengamos que seguir sembrando cuerpos de nuestros seres queridos.

En el último informe presentado por la Defensoría del Pueblo, desde el año 2016 hasta la fecha hay 282 líderes sociales asesinados a nivel nacional, como si querer construir una paz estable y duradera, se convirtiera en una sentencia de muerte. El temor frente a estas amenazas se incrementa debido a la presencia de actores armados legales e ilegales en nuestras comunidades, quienes de manera arbitraria maltratan a hermanos y hermanas indígenas Awá acusándolos de ser colaboradores de diferentes bandos que se disputan el control territorial de la zona.

No queremos ser otra cifra más – Por el respeto a la vida y pervivencia del Pueblo Awá

A través de este comunicado denunciamos el asesinato del esposo de una de nuestras mujeres Awá en el Resguardo de Gran Rosario – Municipio de Tumaco, hecho que sucedió el pasado 17 de mayo del presente año en horas de la mañana, donde tres hombres encapuchados llegaron a la comunidad de Chachajo, ingresaron a la casa de nuestra hermana y le propiciaron 18 tiros al cuerpo de Pablo Emilio Moreno, este acto se dio en presencia de sus hijos y familiares.

Pablo Emilio Moreno de 35 años había llegado a nuestro resguardo desde hace ya varios años a convivir con una de nuestras hermanas Awá, tenían 4 hijos menores de edad, lamentamos que esta familia haya tenido que presenciar este hecho deplorable, que es un claro ejemplo de la indefensión en que se encuentran las comunidades inkal Awá; ahora la preocupación que nos atañe es ver que dentro de nuestro territorio ancestral continua la presencia de actores armados legales e ilegales, teniendo que lidiar con enfrentamientos, en los cuales nuestras comunidades quedan en medio del fuego cruzado.

A pesar de las diversas denuncias en donde exigimos el retiro inmediato de estos grupos armados no hemos tenido ninguna respuesta clara a nuestras solicitudes, les hacemos un llamado hacia el respeto por nuestro pueblo indígena awá he informamos que seguiremos luchando bajo los cuatro pilares que cimentan nuestra organización: Unidad, Territorio, cultura y autonomía.

ASOCIACIÓN DE AUTORIDADES TRADICIONALES Y CABILDOS INDÍGENAS AWÁ
UNIDAD INDÍGENA DEL PUEBLO AWÁ UNIPA

Related posts

Leave a Comment

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.